viernes, 25 de mayo de 2012

Reflexión Otaku

Hace años que nos consideramos otaku. Tendríamos unos 11 (Sayuri) y 17 (Yue) años cuando ya empezamos a comprar manga con regularidad. Hemos sido constantes durante 15 años y 10 años. Ahora hoy nos damos cuenta de que hace meses que nuestras constantes visitas a las tiendas de manga cada vez se han distanciado más, hasta casi desaparecer. Algo sobrevive, pero es escaso.

Y nos preguntamos, ¿Por qué? ¿Es acaso la madurez? ¿Tenemos ahora otras prioridades? ¿Es el mercado? Hoy reflexiono para nosotros mismos y para quien quiera leernos en este post.

Tenemos 27 años, un trabajo estable que esperemos que dure, estamos independizados y ¡recientemente casados! ¿Afecta todo esto a nuestro hobby? La clara respuesta es sí. Pero nos damos cuenta que no es por el tema que podría ser más plausible, el económico, que pasaría a segundo plano; la razón principal es: el tiempo.

Si, el tiempo que gastamos todos en ir a trabajar, trabajar, comer, volver a trabajar, comprar, hacer gestiones, estudiar... en el poco tiempo que nos queda sólo pensamos en.. ¡Dormir! Y en... ¡Comer! Y cuando estas primarias necesidades están cubiertas aprovechamos para: recibir o visitar a la familia y recibir, visitar o quedar con amigos. Conclusión: nuestro tiempo libre es cada vez más limitado.

El segundo factor, ya mencionado, es el económico. Creo que tod@s sabemos cómo está la situación a día de hoy en este país llamado España y las cosas no están como para gastar sin pensar ni un solo euro. Así que lo que antes era: ¡esta serie parece interesante, vamos a probar! Ahora es un: espera, espera... ¿cuántos tomos tiene? ¿está acabada?, ¿no se la hace ningún conocido? Y la incorrecta ¿hay algo en scans?


Otro factor que asociamos es la madurez personal. Hemos disfrutado mucho con series como CCS, Marmalade Boy, Dragon Ball... porque las leímos cuando tocaba, en la infancia y adolescencia. Y ahora, la mente nos pide lo propio. Algo acorde con lo qué ahora estamos viviendo, con nuestras inquietudes.

Y aquí el último factor, ¿está el mercado español preparado para mantenernos como lectores?

Desgranemos. En el primer factor poco pueden hacer, así que pasamos al segundo factor, el económico. Aquí tenemos una respuesta clara: no. El manga es muy caro, y más en estos momentos. Pensamos que las editoriales no están respondiendo a las necesidades de los lectores, me estoy acordando de la edición económica que sacó la innombrable Mangalie y era muy decente. Nosotros tenemos Family Compo y está en perfecto estado. Y es que a nosotros el tema de la sobrecubierta nos da absolutamente igual, si con esa excusa nos cobran 2€ más se la pueden quedar. El papel reconocemos que nos gusta blanco pero si por una rebaja decente me ponen un papel correcto no somos tiquismiquis. Resumiendo, creo que en este punto las editoriales tienen un margen que no ejercen. Y es cierto, que hay gente que no opina igual y prefiere pagar el doble por más calidad, y hay series por las que sentimos lo mismo; pero hay un sector de lectores que creo que podrían absorber adaptando nuevas políticas con series de un determinado perfil.


En el tercer factor no suspenden del todo, pero aceptemos que hay poca variedad al respecto. El shojo es casi todo para adolescentes; historias románticas, algunas subidas de tono, otras más infantiles, de las que ya hemos leído las suficientes como para estar más que curados. Joseis pocos, muy pocos, y con una temática muy parecida. El shonen igual, todo para adolescentes, con historias muy típicas alargadas hasta la saciedad. Excepciones pocas. Seinens algunos hay, a precios prohibitivos, y es el género al que ahora más tiramos. Luego hay series “distintas” que se pueden contar con cuentagotas y que se quedan en el limbo meses indeterminados; por supuesto, también a precios prohibitivos.

Vayamos con ejemplos. Uno reciente: Saint Young Men “(y me niego a escribir la traducción hecha por Norma), una serie de la que lees la sinopsis, ves unas imágenes y piensas, “esto es diferente, quiero leerlo “ y te encuentras con un tomo finísimo por el "módico" precio de 8€. Se te pasan las ganas de todo... (aunque al final lo compramos, pero el segundo tomo si viene en la misma condición de cantidad de páginas/precio se quedará en la tienda).

Hasta aquí llegamos hoy. Podríamos seguir, pero lo dejaremos aquí por ahora. A quien se lo haya leído: ¡gracias! Y si alguien quiere debatirnos, ¡encantados estamos!

22 comentarios:

Bikooo2 dijo...

Ediciones económicas, de esas pocas más vamos a ver tras el fiasco de Mangaline y el más reciente de Planeta, y es que aquí parece que si sno se pone papel blanco nuclear y otras pijotadas nadie compra, personalmente si me gustan las sobrecubiertas, en fin en cuanto al precio de algunas series... en fin

belldandy18 dijo...

Lo primero: Felicidades por la boda! =D Espero que todo fuese genial ^___^

Y ahora, el tema de la entrada. A mí me pasa un poco lo mismo. Compré hace una semana o así pero desde febrero nada. Yo sigo teniendo ganas de comprar y muchas series que me hago y otras tantas que quiero hacerme pero lo que me falta es tiempo para ir a comprar y además, vigilo un poco más lo que gasto. Lo veo de lo más normal, es ley de vida. Lo que importa es seguir disfrutando de la afición aunque se reduzca la cantidad que se adquiere ^^

Muramasa dijo...

En mi caso pasa algo parecido, pero de lo que habéis puesto lo que prima más es el factor económico.

Sin embargo creo que hay algo en el mercado que falla, no sólo en el español, que ya de por sí flaquea por muchos lados, pero en el japonés, donde las series que abundan son clones unas de otras, y lo más llamativo entre una y otra es el estilo que le imprima el dibujante. Bueno, y por qué engañarnos, a ver qué dibujante dibuja las mayores ubres en un personaje femenino.

Al final llega un punto en el que aparece la vena creativa y uno se plantea si podrá hacer algo diferente al resto, ya sea dibujar, escribir, programar juegos, etc. Y esto no es cosa fácil, pero internet ayuda bastante. Lo peor es no recibir feedback, desanima mucho, porque no sabes si lo estás haciendo bien o mal, si es lo que quiere la gente o no.

¿Qué es de esa época en la que nuestra mayor preocupación era qué novedad de la Shonen Jump sacaría X editorial? Esperar a los salones y ver qué editorial se llevaba el gato al agua con el mayor número de novedades, o de novedades más esperadas, y recibía el honorífico título de "editorial ganadora del salón".

Al grito de "Glénat so necios, bajad esos precios" y ganas de quemar su stand. Los retrasos de Planeta, los comunicados de MangaLine.

Luar dijo...

Lo primero, ¡aún sois jovenes! vale que la temática de manga en España está más centrada en adolescentes, pero si se busca se puede encontrar grandes obras (ahora no caigo en ninguna -.-U)

Lo del tiempo, creo que eso le pasa a todo el mundo. Yo entre la universidad y salir un ratillo de mi habitación no tengo casi tiempo, pero me intento "obligar" a leer un poco todos los días o frecuentemente.

A nivel de precios... ese tema es bastante complicado. Hace unos meses hablando con el dueño de la tienda que suelo frecuentar me comentó que es bastante caro mantener una tienda de esas características, primero porque ellos comprar los mangas a unos 5€ (ya que tienen que pagar al distribuidor, la editorial, el traductor, e incluso al que tala el árbol para hacer el papel) y por supuesto ellos tienen que ganar algo, que según me dijo de cada manga ganan 1'5€ o algo menos. Creo que si todas las editoriales hiciesen lo mismo que Glenat con sus mangas en stock venderían más mangas, la gente estaría más agusto y hablaría mejor de ellas (lo digo en especial por el caso de Planeta) y más gente se apuntaría a comprar mangas. Vamos que todos saldrian ganando (además creo que a nivel de imprenta les sale mejor de precio hacer una tirada grande, de ahí que puedan permitirse bajar el precio)
Por otro lado está el tema de las sobrecubiertas, a mi si que me gustan, las veo super útiles (dejando a un lado cuando te toca el tomo malo que tiene la sobrecubierta más grande que el tomo) pero estoy a favor de lo que has dicho, de que por 2€ más se las pueden quedar.

En fin creo que es hora de ir despidiendose, aunque lo más seguro es que me deje algo en el tintero, pero entre que tengo memoria pez y el comentario me esta saliendo biblico lo dejo aquí XD

Un saludo!!!

P.d.: perdón por la parrafada =)

Nedax dijo...

Pues yo tengo 25 años y tambien poco a poco he dejado de jugar, ver anime o leer manga, pero no por haberle perdido el gusto, mas bien por la falta de tiempo o en ciertas ocaciones no me siento "conectado con el mundo y el entorno" en ese momento.

Si les sigue emocionando todo esto, tarde o temprano regresaran.

Un saludo.

Inesuka dijo...

Estoy totalmente de acuerdo con la postura que defendeis en el post. No sólo hay poco tiempo (y vosotros trabajais que ya es decir, yo sólo estudio en este momento y noto que me faltan horas...) sino que prefiero dedicarlo a otras cosas que ahora mismo me parecen que son de mayor prioridad, como mis estudios, vida social, pareja, etc. Y el dinero por supuesto es otro gran detalle a tener en cuenta, ya que siempre he tenido muy claro que este es un hobby caro (y que conste que aunque compre poquisimo sigue encantandome el manga!).

Por ultimo, estoy también muy de acuerdo en que con la madurez ya no (al menos en mi caso y en el vuestro) te compras un shojo moñas o un shonen chicle porque sinceramente es una temática que hemos leído hasta la saciedad y no suelen parecernos ya cosas originales. Por lo tanto muy poquitos mangas me llaman la atención a día de hoy, y suelen ser temáticas distintas, originales y casi todo josei o seinen, por lo cual el campo queda muy reducido ^^

PD. perdón por el rollo q os he soltado xDD

jota-chan dijo...

Me ha gustado vuestyra reflexion, esta claro que el tiempo es algo fundamental, esta vida que tenemos puede ser muy estresante y dejarte poco tiempo para tus aficiones (no es mi caso que ahora estoy sin curro) igual que a lo mejor con la edad hay cosas que ya no te van gustando tanto. En ese aspecto no tengo problemas, hay muchos mangas que quiero y creo que el panorama ahora mismo esta bastante bien (salvando las cancelacion de ciertas editoriales)

Yer_Soul dijo...

Discrepo en muchísimas cosas. A ver, puede ser que con la eda se os pase el furor, yo tengo 23 y sigo como el primer día. Decir que el manga es para adolescente, sí, el shonen y shojo puede, pero si buscais otro tipo de historias, hallaréis de todo.
El precio de Saint Young Men sí, caro, pero se debe a la edición y su portada dorada.
Respecto a que el manga es caro, discrepo totalmente, y siempre lo haré.

yue_sayuri dijo...

Muchas gracias a tod@s y cada un@ de vosotr@s por vuestras opiniones. Agradecemos que pongáis un comentario de éste tipo, largo, porque realmente habéis expresado vuestra opinión en referencia a lo que nosotros queríamos compartir.

Lo dicho muchas gracias a tod@s por vuestros comentarios

Naota Nandaba Kasugano dijo...

Recordáis cuando editorial ivrea tenía los tomos a 6.90

Pennywise dijo...

Más o menos opino como vosotros (solo me hago 2 series manga actualmente) aunque creo que hay que mirar más allá.
Si hay poco tiempo libre, hay que llenarlo con algo que os guste, eso está claro.
Si el manga no os satisface, siempre se pueden probar otras cosas(ya sé que vosotros leeis Peanuts, Zits,Mafalda,etc). Un tomo de Spiderman de unas 80 paginas a todo color me cuesta entre 4 y 6 euros y me dura más que un tomo de Naruto que tiene casi 200 paginas, vale más caro, es en b/n y tienes la sensación de no haber leído nada.
Creo que deberiais picotear un poco de americano o europeo y ver que os gusta y que no, y asi probar otras cosas.
A mi los supes me gustan pero sé que tiran para atrás a todo el mundo pero hay series adultas no manga ahí fuera que están muy bien: Predicador(acción, violencia, humor negro,sobrenatural, trama critica con la religión), Y el ultimo hombre(ciencia ficción, aventura, humor), Fabulas (fantasía, acción, gran trama), 100 balas (cine negro, conspiraciones..) y son autoconclusivas. En fin, que no os doy más la brasa pero que creo que la cuestión es ir probando.
Y no os preocupeis, que Psyren ya os la dejaré yo xDD

Kyô dijo...

Interesante reflexión.
Y la verdad es que poco puedo rebatiros. Yo útlimamente también tengo un poco abandonado el manga y las razones son muy similares a las vuestras.
Sobre la primera razón, el tiempo, es evidente que conforme vamos creciendo disponemos de menos tiempo para ciertas cosas, en este caso comprar y leer manga.
En cuanto a la segunda, poco se puede añadir, crisis=falta de recursos económicos. Y lo que hay no se puede gastar a lo loco y sin pensar. Además, como decís, el manga está caro. A mí me gusta tener los mangas con buena edición, sobrecubiertas y pijadas, pero si prescindir de eso ayuda a que rebajen, adelante.
La tercera razón es quizá la que menos me afecta, ahora sigo bastantes series y no me interesa empezar más. Pero sí que es cierto que los gustos cambian y ya no estamos para shôjos infantiles o shônen-hostias típicos.
¡Saludos!

eter dijo...

Una reflexión muy interesante.

Yo creo que son varios factores. Este es un mercado explosivo, esta pensado para sacarle al lector todos los "cuartos" que se pueda en nada de tiempo, y luego pasar a otro adolescente (el target principal del manga, no nos engañemos).
Así, uno, tras dos o tres años de consumo "normal" de manga se encuentra con que ha realizado un desembolso medianamente decente y que además comienza a tener poco espacio físico para mangas en sus estanterias. Y ello, unido a que las series son eternas y tardan años en acabarse propicia que no se apunte ya facilmente a ninguna más (ni siquiera cuando las que compra finalizan)

Y luego por supuesto estan las propias obras. Muy clónicas entre si y muy enfocadas al target antes mencionado. Cuando uno crece y evolucionan sus gustos, o sencillamente ya se conoce los tópicos de un género de memoria, es dificil atraerle con series de este tipo. Y las series que se salgan del shonnen o el shojo genérico en España.... se pueden contar con los dedos de la mano (al menos las que se editen y publiciten bien (luego quedan obras pequeñas y minoritarias, y clásicos antiguos que en ocasiones echan para atrás por su enorme extensión))

Raistlin dijo...

Creo que habéis hecho una reflexión bastante acertada en todos los puntos. O al menos, yo me encuentro en una situación parecida, sobre todo en lo que respecta al tiempo.

Cuando tienes que trabajar, atender a cursos, y tienes tu propia casa que tienes que cuidar, limpiar, preparar la comida, recoger todo, etc., al final del día el tiempo que queda para atender a las aficiones es bastante escaso.

Consigo no dejarlas del todo, pero como decís uno se plantea muchísimo qué hacer con el poco tiempo que tiene y el dinero que dispone después de pagar hipotecas o alquileres, seguros, comida, luz, agua y demás xD

Y sí, también creo que la mayoría de series que se editan en España es para un público juvenil. Algunas cosillas se pueden encontrar, y por supuesto, algunas obras juveniles siguen siendo fantásticas independientemente de la edad (One Piece, FMA, etc.), pero después de muchas lecturas y mucho batallar con el manga/anime, uno se vuelve bastante selectivo con lo que compra.

Kempo dijo...

Yo estoy bastante de acuerdo con vosotros. La edad influye mucho. Yo apenas tengo 18 y últimamente me cuesta encontrar un manga o anime que realmente me enganche, hasta ahora siempre habia sido de leer mucho shonen y ahora practicamente leo los que llevo leyendo ya años, porque los nuevos no me enganchan.

En cuanto a los precios, yo creo que el manga es bastante caro. Entiendo que le pongan ese precio, pero eso no quita que sea caro. Para estudiantes que no tenemos trabajo es un suplicio gastarnos 30 o 40 € (que es lo minimo que tienes que gastarte para comprarte un puñado decente de tomos), y ahora con la crisis no puedo comprar ni la mitad que antes (que iba cada mes y ahora voy cada 2 o 3 meses). Y ya no hablemos de ediciones kanzenban y cosas asi, si me comprara alguna de esas tendria que abandonar otros mangas y es un asco. Yo, sinceramente, preferiria una linea como la que saco Planeta a 5,50 €, pero claro, la gente no compra casi...

Y el tiempo, pues bueno, si te organizas siempre hay para todo, aunque sea un ratito xD.

En fin, siento la parrafada, pero bueno, me ha gustado la entrada :)

knil dijo...

Estoy completamente de acuerdo. Hace unos años, podía dedicarme a leer los mangas del tirón, y siempre me quedaba corta. Me tenía que esperar un, por aquel entonces, eterno mes, para disfrutar de nuevo de una ración más.
Ahora, con el trabajo y todo lo demás, casi no tengo tiempo, y de hecho cuando me puedo comprar los cómics, se me quedan apelotonados durante bastante tiempo.

También coincido con el hecho de que el manga es un hobby caro, muy caro. Si multiplicas el precio de un tomo por el total de volúmenes de ahí sale una pasta.
Estoy de acuerdo en que bajando un poco la calidad el precio podría ser mucho más ajustado, pero eso ya depende de las editoriales y de los compradores, que a veces, parece mentira, pero muchos no compran porque el formato no les gusta.

(>-<) Yami-Yoko (^-^) dijo...

jeje ... No se preocupen n.n estan viviendo su propia serie *-* ese debe ser un nuevo nivel jajaja :D ... A mi me encantaria eso n.n

Samuel dijo...

No estoy de acuerdo en lo de la edad, "si tienes más de 30 solo debes leer libros y por supuesto que sean adultos". En fin, como dijo un escritor si eres adulto debes leer lo que quieras, yo leo manga, libros juveniles y adultos y ya no soy adolescente, así que...
En lo de la economía totalmente de acuerdo, las edotoriales deberían rebajar los precios.

Tomas Anders dijo...

Yo soy mayor que vosotros y sigue habiendo mangas que me gustan, si bien es cierto que los bombazos Jump no me gustan todos, pero en el fondo ni ahora ni nunca (por ej One Piece, Soul Eater, Naruto, Belzebuu y algunos otros a mí nunca me han dicho nada) aunque es cierto que mientras más mayor menos me llaman, aún así hay otros cómo por ejemplo Bleach o Bakuman que sí que me gustan a pesar de estar pensados para adolescentes. El shojo nunca me ha gustado en general y el seinen la verdad es que me llama bastante, aunque tampoco todo.

Yo en mi caso también compro bastante menos manga ahora que antes y mis motivos son básicamente dos:
- Espacio. Ya no me cabe nada. A duras penas consigo ubicar los 2 ó 3 tomos que compro al mes cómo mucho.
- Dinero. Este es mi principal problema. Me he metido con gastos de hipoteca, la crisis, congelación de salarios, subida del IRPF, subida del IPC... vamos cada vez tengo menos dinero disponible y cada vez cuesta todo más caro, por tanto cada vez dispongo de mucho menos dinero para ocio, así que me tengo que contener. O compro manga, o salgo con los amigos.

Así pues, en mi caso si tuviera más dinero y espacio compraría más manga que ahora...? Sin duda.

Ahora bien, me compraría todo lo que sale al mercado...? Ni de casualidad. Seguiría siendo selectivo :D

Bambú dijo...

Estoy totalmente de acuerdo con vosotros porque a nosotros nos pasa igual, hemos perdido el interés en el manga. No es que lo hayamos dejado de lado sino que, como bien dices, ya no compramos tan a la ligera, lo meditamos muy detenidamente antes de empezar una colección. Actualmente nuestro objetivo es cerrar todas las series y no empezar ninguna (aunque alguna caerá, como Sailor Moon)

Además de todo lo que apuntas, yo también añadiría "otras aficiones" y es que últimamente me resulta más interesante comprarme un libro o un videojuego en vez de un manga.

En definitiva, estoy de acuerdo en que la madurez, la economía y la situación del mercado en general son los factores que nos han hecho perder el interés en esta afición ;)

Miya dijo...

El problema es que los gustos cambian, y las circunstancias también.

Las editoriales piensan más en el publico adolescente/joven y no en los mayores. Si que sacan de vez en cuando series para un publico más adulto, pero el precio no acompaña. Supongo que deben pensar que como es para gente más mayor, ya tiene un trabajo y se le puden permitir, total, tmp sacan mil tomos al año, así que aumentan el precio para amortizar, pq eso no lo comprará un chaval de 15 años.

Pero los compradores de manga españoles exigimos una calidad, de ahí que Planeta se metiera un castañazo con sus chiki-precios. La gente prefiero las ediciones integrales (que a la larga salen más a cuenta que comprar tomos a 7 o 8€), sobrecubierta y papel blanco. Somos así, y aunque algunos nos joda, tenemos que aceptarlo.

El tiempo y las responsabilidades tmb afectan al hobbie de leer manga. Yo lo estoy notando tmb con el paso de los años, pero con la diferencia que sigo comprando mucho y leo poco.

Y por ultimo, todos los tomos de Jesús y Buda son asi de finos, pero a mi la lectura me duró más de lo que creía... según Norma tiene ese precio pq los japoneses lo exigian asi, y han aprovechado ese aumento para poner sobrecubiertas doradas ¬¬

Cho Hakkai dijo...

Estoy muy de acerdo con todo lo que comentáis y, principalmente, al factor tiempo.

Yo creo que algunas veces el cuerpo pide un respiro de algo. Es como cuando nos ponemos a jugar a la ps3 como posesos y luego hay rachas que no la tocamos tanto.

El único problema es que cuando decides dejar de leer manga por un tiempo y te dedicas a otras cosas, te ves con la obligación de seguir comprando los tomos de las series que sigues... y eso, sinceramente, te fastidia.

Un artículo muy interesante que Bambú me ha recomendado que lea.

Saludos!!!